Noticias

Por cuarto verano consecutivo la victoria en el Gran Premio de Wisla vuelve a quedarse en casa. Kamil Stoch mantiene su alto nivel de la pasada temporada y firma un incontestable triunfo ante su afición.

Si Stoch busca cerrar esta campaña el círculo de títulos en su carrera, va por buen camino. En su extenso palmarés apenas si se echa en falta una medalla en competiciones de vuelo, un oro mundialista en el trampolín pequeño y ganar un Gran Prix. Aunque el de verano es un título menor, si lo busca esta pretemporada el de Zakopane ha empezado ya a ganarlo.

Con un estadio atestado de fieles junto al trampolín "Adam Malysz" de Wisla, Stoch no dejó títere con cabeza en la primera manga. Su salto de 132 metros abrió una brecha que parecía muy complicado cerrar en el segundo concurso. Su compatriota Piotr Zyla, segundo tras ese primer salto, con algo menos de ocho puntos de desventaja, parecía ser el único que podía lograrlo, pero tampoco fue posible.

La segunda manga no permitió a los saltadores el mismo nivel de lucimiento que en la primera, la falta de presión y la compañía de un incómodo viento trasero no eran los mejores aliados. Pero, aun así, Stoch se inventó un sólido vuelo de 126.5 metros (la misma distancia que Zyla) con el que impidió cualquier tipo de sorpresa. Tras la victoria de ayer por equipos, el doblete polaco de hoy no deja lugar a dudas del nombre del equipo más en forma en esta pretemporada.

Alemania no estuvo a la misma altura que ayer. Sólo Karl Geiger ofreció la regularidad necesaria (125,5 y 126,5 metros) para acabar entre los diez primeros. Todo lo contrario que Noruega, que tuvo a Halvor Egner Granerud a su mejor baza, logrando su primer podio en una competición del Gran Prix tras realizar el salto más largo de la segunda manga con 129 metros. Además, el nórdico impidió por escasamente dos décimas un triplete polaco, al privar a Dawid Kubacki de volver a subir al podio en Wisla.

Junshiro Kobayashi y Timi Zajc dejaron buenas sensaciones de futuro para Eslovenia y Japón, mientras que Austria sigue sin encontrarse a sí misma. A pesar de Stefan Kraft y Andreas Kofler -dos gotas en medio del océano-, el resultado de los austriacos volvió a dejar mucho que desear tras quedarse Schlierenzauer y Hayboeck fuera de la segunda manga.

Resultados GP Wisla