Este domingo el siempre joven Kasai volvió a reescribir su propio récord como saltador de más edad en pisar un podio de la Copa del Mundo, al terminar tercero en la Final de Planica con 44 años y nueve meses de edad.

El saltador japonés saltó 239 metros para lograr 223,9 puntos y ser tercero en la primera manga del concurso de vuelo en Planica, antes de que la segunda manga fuera suspendida por el viento. La victoria en dicha competición fue para el austriaco Stefan Kraft con 250 metros (244,3 puntos) por delante del alemán Andreas Wellinger, con 138,5 metros y 236,2 puntos.

Era el podio número 63 en la carrera de un Noriaki Kasai que ya había batido el récord el domingo anterior en la competición de Vikersund, en la que fue segundo.

"Para mí es muy especial subir al podio en esta última prueba", aseguraba Kasai, que volvió a ser el mejor japonés esta temporada en la Copa del Mundo con 401 puntos en decimoquinta posición. "Desde el inicio de la temporada no he conseguido estar en buena forma, y por eso me ha sorprendido lo que bien que he terminado".

"Esta es la mejor manera de acabar, construyendo algo en lo que pueda seguir apoyándome. Lógicamente uno no se siente satisfecho si no gana un título. Por ello mi gran objetivo es lograr la medalla de oro en los próximos Juegos de Pyeongchang".

Comparte este artículo

Submit to DeliciousSubmit to DiggSubmit to FacebookSubmit to Google PlusSubmit to StumbleuponSubmit to TechnoratiSubmit to TwitterSubmit to LinkedIn